miércoles, abril 01, 2015

Esquivar la bala

En el lenguaje coloquial usamos la expresión "esquivar la bala" como sinónimo de evitar por poco margen vernos involucrados en algún tipo de situación. Hoy voy a hablar de las ocasiones en las que he esquivado la bala en el mundillo de los wargames y otros juegos afines; aquellas veces en las que he estado a punto de zambullirme en algún mundo y que he, por una u otra razón, he podido evitarlo a tiempo. No son juegos que no me interesasen a priori: aquellos que no me llaman no me seducen y he estado demasiado lejos de la balacera.

Por supuesto estas son mis razones, y espero comentarios del tipo "deberías darle otra oportunidad" o "no viste el mejor ejemplo". Son, como digo, razones personales; no pretendo sentar cátedra ni decidir qué es bueno o qué es malo en términos absolutos, pero seguro que es útil para muchos.

Gorkamorka
Esta la esquivé por muy poco. Tanto que sufrí una herida superficial.
Gorkamorka supuso el coletazo final de los "orcos graciosos" de GW, antes de caer en el ridículo grimdark caricaturesco en el que se encuentran.
Un Mad Max con orkos donde parte de la gracia estaba en que podías construirte tus propios vehículos con juguetes del todo a 100 y otras locuras geniales del estilo. A mi me llamaron la atención los goblins, unos rebeldes que buscaban la libertad del yugo orko. Tanto que me compré uno de sus vehiculos porque me hacía gracia: la "barca de tierra" (junto a estas líneas). Como digo una herida superficial, y un vehículo que acabó medio desmontado en una caja al fondo de mi armario dimensional.

El problema con Gorkamorka es que no tenía marines. Si no hay gamusinos espaciales el interés del público no es demasiado espectacular y el producto no se vende demasiado. Como mi entorno no se animó ahí quedó la cosa.

Battlefeet Gothic
¿Un juego de gigantescas naves espaciales? ¿Combates galácticos entre destructores de varios kilómetros de largo? ¡¡¡Compro!!!
Bueno, no tan deprisa. A ese precio ni de broma.
La idea me gustaba mucho y medio me calenté la cabeza con un amiguete. Cuando hicimos cuentas para ver cuanto nos costaría una flota se nos pasó el entusiasmo rápido-rápido. No entrábamos dentro del target financiero (de poder o querer dejarse semejante pastizal).

Afortunadamente -ya muchos años después- apareció Firestorm Armada. Mejor, más bonito y más barato.
Además había una facción que me recordaba a aquella raza de cefalópodos estelares de Star Wars y que tanto me gustó desde que viera la película por primera vez (la gente se flipaba con los X-Wings, pero a mi me maravillaban los cruceros Mon Calamari).
Bala esquivada con éxito y satisfacción adicional a largo plazo.

Warmaster
Esta sí que fue buena.
Un día apareció por mi casa el amiguete Monge con dos ejércitos de Warmaster pintados: altos elfos y orcos y goblins. Acababa de salir a la venta. Había liado a su hermano, habían ido a GW, habían comprado un par de ejércitos y los había pintado a supervelocidad.
Me explicó las reglas, las repasamos, y nos pusimos a jugar.

En el ¿primer? turno mis jinetes de jabalí hicieron pedazos uno de sus flancos. Una paliza brutal. Nos quedamos bastante sorprendidos y repasamos una y otra vez el manual para ver qué habíamos hecho mal. Nada. El juego era así. Y un juego en que ganas arrasando y aun así te disgusta no promete nada bueno.

Está sí que fue una buena bala esquivada... o mejor dicho "blanco fallado". Porque me temo que si en lugar de su hermano hubiese sido yo el liado habría pasado por caja en la tienda GW más cercana para encontrarme con un ejército que no quería para nada.

Me dicen (¡hola Dani!) que el juego ha cambiado mucho desde su primera edición y que ahora todos esos errores han sido solucionados. Apuesto a que sí, eran errores demasiado evidentes (¿cómo demonios superaron el playtesting?). Aun así demasiado tarde para mi. Y muy a gusto, otro caro pozo sin fondo del que me libro.

Warcry
El juego de cartas de Warhammer Fantasy.
En una "revistería" cercana vendían cartas, si no recuerdo mal. Pero nadie lo jugaba por aquí.
Poco después apareció una versión para PSP, la probé y me encantó. Me pareció un juego muchísimo mejor de lo que esperaba (mejor que otros TCG que había probado), y me habría metido en él.
Lo único que me salvó es que, como digo, no lo jugaba nadie.

Impetus
El primero de los juegos en los que me vi involucrado por motivos profesionales.
Por aquel entonces estaba trabajando en una tienda de muñequitos y el dueño formaba parte del equipo de playtesting. Él había pintado un ejército de atenienses y otro de espartanos. Lo que molaba ver eso y el hype que me entró.
Llegó el día de probarlo. Debía ser una mañana tranquila sin clientes. Prometía ser un buen simulador de batallas antiguas. Y vaya si lo fue. Combate entre hoplitas hard-hard.
Sí, vale, lo de empujarse estaba bien representado. Pero el juego en sí era aburridísimo. Más que jugar nos dedicábamos a sumar, restar, y colocar y quitar contadores. No nos gustó a ninguno de los dos.

Es otro juego que me comentaron que había mejorado desde que jugamos esa beta. Tarde para mi y bala esquivada con éxito.

Infinity
Otro que jugué por motivos profesionales. Y también desde las primerísimas versiones.
Pinté una banda PanOceanía. Todo lo que había por aquel entonces, excepto el mecha.
Me atraía lo que tenía de ciencia ficción luminosa y transhumanista frente al tradicional y abrumadoramente aburridísimo barroco futuro del 40K. No me gustaba ese regusto manga.
Lo probé y me pareció un buen juego. Pero demasiado complejo para mi. Tenía que estar consultando mil tablas, mil armas, mil estados... y eso es algo que me aburre bastante porque "corta el rollo" de la partida. Claro que esto se reducirá en cuanto juegas y juegas, pero para mi es una barrera de entrada.

Hay muchos juegos (en esta lista o no) de los que pensé "vaya mierda" y pasé de ellos. Infinity me pareció un buen juego, pero no era para mi.
Curiosamente mi señora jugó y le gustó mucho. Mira que es mala suerte.

Warhammer Ancient Battles
Me dieron libertad para elegir y pintar un ejército de WAB para tener de demo en la tienda o enfrentarlo a los clientes. Vale, pintar para la tienda no entraba en mi sueldo (bueno, en realidad no entraba casi nada, en virtud al tipo de contrato que tenía realmente), pero soy bastante proactivo/pringao. Me decidí por los bizantinos y pinté catafractos y skutatoi hasta aburrirme.

Uno de los clientes se animó con samurais y un día jugamos. Vaya mojón. Lo peor de WHFB reconcentrado. Todo ello sazonado con la peor de las suertes posibles en una de mis partidas más desastrosas, llena de hilarantes situaciones de infantería cargando contra caballería. En fin, un espanto.

Más tarde leí/me comentaron que el problema de WAB es que los libros no está equilibrados entre sí. Vamos, que si te compras el Age of Arthur y todos tus amigos hacen una lista de él el juego estará equilibrado. Si cada uno cogéis un suplemento eso va a ser una fiesta del despropósito.

Bala esquivada. Económica, porque pintar un ejército tuve que pintarlo igual. Y decisión definitiva que para históricos me quedo en 15mm, porque bastantes cosas de fantasía tengo ya en 28 y si no necesitaría un museo para mi solo.

World of Warcrft TCG
Estando en la tienda me tocó aprender a jugar a muchos juegos para hacer demos y jugar con los clientes. Algunos auténticos mojones descomunales, como Yu Gi Oh. Y del juego de cartas del WoW no me esperaba gran cosa... y me sorprendió.

Llevo jugando a MtG desde Revised, y desde entonces le he dado a montones de ellos. Incluso a auténticas marcianadas (literalmente), como el de Expediente X. La mayoría son malos, simplemente vendiéndote la franquicia de moda. Por eso este me sorprendió muy gratamente.
Estuve haciendo mazos con las cartas de la tienda y jugando bastante. Era divertido, variado y abierto. Sinceramente de los mejores TCG que he jugado.

Los problemas fueron que el mercado secundario ya estaba poniéndose con precios estúpidos, no lo jugaba mucha gente, y para cartas ya tengo MtG. De hecho ya con el TCG de eSdlA (al que le dí y en el que invertí bastante) me convencí a mi mismo de no meterme en ningún otro porque no me compensaban.
Además tengo una relación de amor-odio (ahora ya olvido) con el WoW.

Flames of War
No me gustan los wargames a partir de la generalización de la pólvora (1500+). Y en concreto no me gustan los más cercanos en el tiempo (de la Guerra de Crimea a la actualidad) por una serie de motivos que ya comentaré en otra ocasión. Pero el caso es que había mucho hype con el FoW y la marea amenazaba con llevarme.
Estuve repasando los libros en la tienda y llegué a la conclusión de que elegiría finlandeses o griegos (porque me atraían más y porque estaba aburrido de ver americanos, alemanes y rusos). Cuando ya tenía la teoría bien aprendida me dediqué a observar las partidas en la tienda siempre que la clientela lo permitía. ¡Menos mal!

Entiendo que haya a quien le pueda gustar y sus razones. Pero a mi me pareció un pim-pam-pum tiradados aburridísimo. Sí, hay misiones y misiones, pero el juego no me transmitió nada.
No porque sea objetivamente malo, si no porque no es un juego para mi.
Además era carísimo, y por entonces no había miniaturas alternativas (solo estaban las de Peter Pig).
Bala esquivada. ¡Bien!

Warhammer Invasion
Impacto superficial.
Compré la caja de inicio. A mi me gustó, pero a nadie más de mi entorno le gustó. Nada, de hecho.
Luego me fijé un poco mejor de qué iba eso de los LCG. Un sacacuartos disimulado diciendo que eran más baratos que (sin nombrarlo) Magic. No entraré a decir si Magic es o no es caro (ya hablé de ello aquí y aquí); es algo que no comparto con los astutos creadores de los LCG... y desde luego MtG es muchíiiiisimo mejor juego.

Y además es de FFG/Edge. Y siento un profundo desprecio por este GW Segunda Parte. Por una serie de razones que no citaré aquí. En rasgos generales porque me parecen unos sacacuartos y unos careros.
No es algo fanático, porque tengo algunos de sus juegos de 20€ que sí me parecen buenos productos, pero sus juegos estrellas me generan un rechazo atroz.

Warmachine
Me hice con el starter de dos jugadores con la intención de usar sus miniaturas para jugar a juegos steampunk.
Una vez pintadas me animé a leer el manual. Vaya peñazo. Probé a leerlo en español a ver si así me entraba mejor. Vaya peñazo.

Para juego combero ya tengo Magic, gracias. Porque esto no es un wargame, es un juego de combos.
Además es caro-caro-caro. "Pero necesitas menos miniaturas que en Warhammer" "¿Estás comparando precios con GW para intentar justificarlo? pues mal empiezas".

Sí, entiendo por qué puede gustar, pero para ese tipo de juego ya tengo kilos de MtG y lo disfruto intensamente. Para mi no es la clase de experiencia que busco en un wargame. Ni tampoco me gusta su ambientación (o steampunk o fantasía medieval, esas aguas de nadie no me seducen).
Las miniaturas del stater me vienen genial para Wolsung en principio, y ahora IHMN. Gracias.

Relics
Un juego poco conocido del poco conocido fabricante Tor Gaming.
El único motivo por el que me atrae es porque las miniaturas son muy monas. Me haría con un starter de silfos y otro de granaderos de trapo para tener ejércitos a pares. Pero eso sería todo.
Podría liar al Alto Mando, o quizás a Bairrin para jugar de vez en cuando, pero gastarse 50 libras para tenerlas ahí pillando polvo es algo que no me anima.

*****

Y aquí estoy repasando la lista sabiendo que alguno se me pasa por alto.

Creo que es un ejercicio interesante, y sería estupendo si vosotros hicieseis algo similar. Aquí abajo en los comentarios, o en vuestros blogs si creéis que también seríais extensos (¡dejad el enlace en un comentario!).
Recordad: se trata de juegos que por uno u otro motivo os seducían, no cuenta como "bala esquivada" si el juego nunca os llamó la atención.

34 comentarios:

  1. Su Sra. aprueba Infinity, y su cobaya también!! Hay que darle un tiento!! XD

    Balas esquivadas.... Llevo esquivando balas desde que me empecé a relacionar con usted. Además, me pasa como a Kennedy, las balas rebotan y me vuelven a alcanzar. :P

    Pues esquivadas esquivadas definitivamente, pocas. Warmachine me tragué una banda que he podido recolocar felizmente. De momento he esquivado Firestorm armada, pero no sé si definitivamente. Y taaantos otros juegos... :P

    Creo que el tema no está en esquivar las balas: siempre te alcanzan. La cosa es reciclar los restos de "metralla". XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya le dí. Está bien. Pero no es para mi.
      Y pintarlo tampoco me motiva. ¡Ni montarlo!

      Con Firestorm Armada estás en medio del tiroteo... porque quieres. Así que ya llegará.
      Tenemos pendiente una partidita haciendo ruidos.

      Eliminar
  2. Bfg me llamaba, pero mi ambiente de entinces de "solo fantasy o 40k" me impidió empezar. apliquese a toda la gama de especialista. También esquivé al SdlA, aunque eso fué porque gw hizo que le cogiera asco al juego nada mas salir.
    Warmahordes, pues caro y sin ambiente, a ver a quien le endiño mi starter de menoth. Y de juegos de cartas acabé tan quemado que no quiero verlos ni en pintura (modern y t2 son una locura, y me quejaba de legacy)

    Lo unico de la lista que me dio de lleno ha sido infinity, ahora con estetica menos manga aunque sin perder esa esencia de ghost in the shell.


    Cosillas que andan a la espera son LadlG y Hail caesar, que los de gripping beast han mostrado su caballeria arabe y buff.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira, LotR es uno de los que se me ha olvidado mencionar.
      Creo que me salvó la decisión/imposición/whatever de hacerlo a diferente escala que WH. Sería difícil calcular cuanto dejaron de ganar por esa disparatada idea.

      Creo que con Modern han dado en el clavo que se torció en Legacy. A mi me gusta un montón (aunque Pauper aun más).

      Hail Caesar lo tengo pendiente.

      Eliminar
  3. (Segundo intento... *sigh*)

    Sr Victor, no me expliqué bien. Que sepa ud que NO ha habido ningún cambio "oficial" al primer reglamento de Warmaster. Ni segunda edición, ni errores corregidos. WM es asín, donde con suerte una unidad puede cargar por el flanco a otra y si va venciendo puede cargarse todo un ejército (si quieres te calculo la probabilidad, pero no es alta :P ).

    Lo que ocurre es que encargaron a Priestley el Warmaster "para histórico". No hay muchos cambios, sin embargo son bastante sutiles y mejoran MUCHO la experiencia de juego, lo hacen menos "épico" y más "realista". Básicamente son dos:
    - Una unidad puede recibir por turno máximo 2 órdenes. Esto significa en realidad que una unidad puede mover máximo (con suerte) 2 veces por turno. Así que por ejemplo, en el primer turno, si hay despliegue a 80cm, caballería mueve máximo 60cm, si le metes dos órdenes te quedas a huevo para recibir carga enemiga. Significa que tienes que planificar tus movimientos sabiendo el movimiento máximo del enemigo. Mucho más táctico, y la experiencia de juego apenas cambia.
    - Una unidad puede hacer por turno máximo 2 combates. Mi primera partida contra Undo, unos Guerreros del Caos y unos Guerreros Enanos estuvieron diez minutos pegándose, palante, patrás... Con este límite de 2 rondas de combate el juego gana en agilidad y se acaban las unidades mata-todo.


    Son dos cambios que parecen muy pequeños pero que cambian "epicidad" (una partida cada cinco se daban cosas raras como tus jinetes de chancho) por realismo.

    Te reto a una partida de WM con estos cambios en el Desafío. Yo pongo las miniaturas ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora sí. Jugarretas de Google. Si escribes un tocho asegúrate de hacer un CtrlC antes de nada :P

      A eso me refiero. Ese límite de dos órdenes por turno parece muy evidente, ¿cómo pudieron pasar los playtesting sin ponerlo así en el reglamento original?
      No es una cuestión de "vamos a probarlo con el personaje más culoduro del lugar para ver si nuestro reglamento es resistente a ser estrujado", es algo que pasa (nos pasó) en la primera partida.

      En cualquier caso si ya tengo fantasía en 28/32 para parar un tren no le veo el punto a invertir otro capital/tiempo en hacerlo en 10mm. Y en ese tipo de escalas ya tengo histórico en 15 a cholón, con lo que toco dos géneros y dos escalas... más que suficiente.


      Te tengo que confirmar si iré este año. Y si tendré tiempo según los compromisos ;)

      Eliminar
    2. Perdón... acabo de fijarme y lo hemos hecho mal, no es máximo 2 ordenes sino 3 ordenes XDDD

      Aún así. Para dar la primera orden con Orcos se hace un chequeo de Liderazgo con L8, algo que ocurre con éxito el 72% de las veces. Si era caballería implica que mueven 30cm, por lo que están a más de 20cm, así que una segunda orden tiene -2 al mando (-1 por ser segunda orden, -1 por estar a 20cm), o sea L6, o sea 42% de éxito. Una tercera orden (supongamos que está a poco menos de 60cm y a 21cm del enemigo) suele darse con -2 por llevar dos órdenes, -2 por los 40cm de distancia; chequeo con L4, 17% de éxito. Conseguir dar las tres órdenes tiene una probabilidad de más o menos el 5%... así que lo que ustedes hicieron con los jabalíes (llegar al combate en turno 1) sólo se da una de cada veinte veces.

      Eliminar
    3. ¿Qué pasa, McFly, eres un... gallina?

      ;P

      Tengo que hacer alguna prueba, pero cada vez veo más claro adaptar Warmaster a 28mm....

      Eliminar
    4. Hombre, no me puedo quejar de mis tiradas de dados, pero aquello fue un abuso escandaloso.

      De todos modos, aunque el juego en cuanto a reglas me gustase es lo que te comento; tengo ocho ejércitos grandes de fantasía en 28mm, ya tengo el cupo del género cumplido y paso de duplicarlo en otra escala.


      Quizás tenga compromisos de género laboral en ZGZ. Estoy aun pendiente yo también, te informaré ;)

      Eliminar
  4. Hola,

    la verdad es que me ha parecido una entrada muy interesante y me ha hecho oensar en las balas que terminamos esquivando los aficionados y las que nos dan de lleno, jejeje.

    Para no extenderme mucho, he preferido hacer una entrada en mi Blog. Si no te sabe mal, he referenciado tanto esta entrada como tu Blog en mi publicación.

    Muchas gracias por tus entradas.

    Saludos

    http://viiii-legion.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro Straegus, esa es la idea ;)

      Eliminar
  5. Necromunda, y me arrepiento mucho. En esa época acababa de salir y a un amigo y a mi nos atrajo bastante, pero eramos los únicos del grupo que nos interesaba. En esa época todo nuestro friki-grupo solo se dedicaba a WHF (nos gustaba los dragoncitos y no los bolters) y pensamos que para dedicarnos solo los 2 a jugar pues mejor nos lo gastábamos en otra cosa. Aún tengo la espinita clavada de no conseguir unos Resurrecionistas.

    Dropzone Commander, un juego que me interesa muchísimo pero el no encontrar rivales es algo que no me motiva para empezar. Ademas, leyendo las criticas a FireStorm Armada he acabado dejando de lado Dropzone en favor de FireStorm. Me gustó mas la idea de imaginarme como el comandante supremo de una fuerza interestelar que surca el espacio, y el ver las minis de Hawker fueron las que me convencieron finalmente. Ademas con el nuevo juego (Firestorm Panetfall) es más tentador todavía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Recuerdo que el Necromunda se lo compró un amiguete en su época. Se montó una escenografía estupenda en su casa y se hizo con un par de bandas. Como lo tenía todo hecho me hizo un tutorial y pegamos nuestros tiros pero, claro, estaba todo tan hecho que no me vi empujado a comprar, montar y pintar mi propia banda.

      El problema que tengo con los wargames de ciencia ficción es que me resulta difícil imaginarme las razones para un escenario de una escala 40K a Epic (o Dropzone o Planetfall). Sí le veo sentido a escaramuzas/incursiones/operaciones de comando tipo Infinity o Necromunda pero, ¿rollo tanques futuristas? No lo veo; me imagino una batería orbital arrasándolos y a correr.
      Por eso mola FireStorm :)

      Eliminar
  6. Yo no podría hacer una entrada así, ya que me parezco a los púgiles de los primeros tiempos del boxeo, en que opino que esquivar es de cobardes jejejejeje.
    Yo no solo no esquivo ninguna bala, si no que tiroteo que veo, tiroteo en el que me meto. Aunque tenga que hacerlo solo. Tengo cientos de reglamentos y miniaturas que se que nunca podré utilizar, si acaso con mi hermano y poco más. Pero a mi eso me da igual. Si a mi me gusta, es el resto del mundo el que se equivoca por no jugar jajajajaja.
    Al menos me salva que como soy un viejales, no me gustan casi nada la mayoría de juegos nuevos. No me gusta la estética que le suelen dar a las miniaturas ultimamente, buscando siempre que sean lo más realistas posibles, con proporciones más reales, etc. A mi ese tipo de minis no me atrae, prefiero los muñecotes. Y hay unos pocos juegos que ya tienen su tiemo, y que no estoy dispuesto a tocar ni con un palo. Uno es Malifaux, otro Helldorado, y otro Eden, no me gusta para nada los juegos que mezclan churras con merinas en su trasfondo. Y no me gusta para nada la estética que tienen sus miniaturas.

    Un juego que si he probado, pero del que no he podido soportar su estética manga, ni su reglamento (está muy pensado para el mundo anglosajón pero poco para la mentalidad perra a más no poder de españoles, italianos, etc) es Infinity. En mi asociación jugaban, y yo empecé a hacerlo con Haquislam. De hecho tenía todo el catálogo de esta facción hasta que salió el libro de la esfera humana. A partir de ahí ya no seguí, y le regalé (o le cambié por un par de minis que me gustaban) a un amigo que quería empezar todas las minis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, esos juegos de estéticas inclasificables a mi tampoco me llaman en absoluto. No les encuentro la gracia, no me parecen atractivos. Nada. No entiendo muy bien qué puede verles la gente, la verdad.

      Y en cuento a las miniaturas que se están viendo últimamente creadas por ordenador pienso lo mismo: insulsas. Son productos, no arte.

      No es que haya aun más juegos que me gusten, pero quien mucho abarca poco aprieta. Hoy por hoy soy más de probar reglamentos que pueda jugar con las miniaturas que ya tengo, no meterme en juegos de miniaturas "privativas".

      Eliminar
    2. "Hoy por hoy soy más de probar reglamentos que pueda jugar con las miniaturas que ya tengo, no meterme en juegos de miniaturas privativas."

      Me hayo en la misma situación, y eso que ya tengo 1 ejército de FoW, 2 de WHFB, 1 de Napoleónico, 1 de DBA, 1 de Impetvs, 1 de 40K, 1 de BOLT y 1 banda de SAGA.

      Eliminar
    3. Con las de Saga igual te da para probar Brytenwalda ;)

      Parece que cumples todos los periodos. Quizás solo te falte contemporáneo y steampunk :P

      Eliminar
    4. Según los rumores, WHFB será Steampunk en un futuro :P

      Eliminar
    5. Pero me da que esas cosas no vamos a comprarlas :P

      Eliminar
  7. Totalmente lógico.

    El caso es que para mi, la moda actual de hacer las miniaturas lo más reales posibles, no me gusta. Da igual que sean hechas por ordenador o esculpidas a mano. Prefiero las minis cabezonas y de manos gigantes (para los estándares reales) de Foundry, Reaper, Artizan, etc etc, y por supuesto la de la antigua GW de toda la vida.
    Por ejemplo, un nuevo juego que me gusta mucho por su estética, es Punkapocaliptik (que le vamos a hacer, soy un enamorado de Mad Max. Pero sus miniaturas no me gustan. Y reconozco que son muy buenas, mucho mejores que las que yo uso de la gama Future Warriors de la desaparecida Grenadier. Pero para mi no tienen su carisma.
    Además, para mi tienen otro inconveniente (algo que para muchos será algo bueno y no malo) Y es que estas minis tan "reales", necesitan un muy buen pintado para lucir bien en la mesa. Una de las minis de Infinity, pintada por Angel Giraldez o alguno parecido, queda espectacular. Con un pintado sencillo a la antigua usanza queda fea de narices. Y eso a mi no me vale. Yo soy, además de coleccionista, sobre todo jugador. Y pinto por que están mucho más chulas las minis pintadas en la mesa de juego. Pero no me gusta dedicarle horas y horas a terminar una mini. Alguna vez por ver lo chula que puedes dejar una, vale, pero ni loco por norma. Y esas minis necesitan un gran pintado para lucir bien.
    Prefiero las típicas tipo Foundry, que con un pintado típico (el tres colores de Foundry) quedan vistosas y chulas para jugar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otro problema de estas miniaturas tan estilizadas es que los puntos de unión seguirán estando frágiles aunque los pinees.
      Para mirarlas y no tocarlas en una vitrina... porque es sacarlas de ahí y empezar sudar porque al mínimo toque ¡bang! Y si tienes que transportarlas el riesgo se multiplica espectacularmente.
      Tuve la experiencia con las minis de Infinity y fue más que suficiente.

      Eliminar
  8. Efectivamente, yo unas minis con las que esté sufriendo mientras juego por que no se rompan, es que no merecen llamarse miniaturas de juego, son solo minis para vitrina.

    ResponderEliminar
  9. Yeah! Muy interesante propuesta para feedbackear con tus seguidores:

    Universo GW.

    - EPIC. Impacto Leve. Tuve algún vehículo Eldar. Tanques Gravitatorios "Falcon", motos, Vypers e incluso un Avatar, todo en Sagrado Metal ©. No cuajó y los vendí en un foro dedicado que creo conoces.

    - NECROMUNDA. Impacto Leve. Este me penó que no siguiera adelante. Fue mi 1er acercamiento al Milenio Siniestro del 40K, con unos Van Saar en Sagrado Metal ©. No cuajó y los vendi en un foro dedicado que creo conoces.

    - WH40K. Impacto. Resultado Incierto. Con la apertura de GW Vitoria me presenté con los vales descuentos que ofrecía la White Dwarf de entonces. El Dreadnought del Caos y Abaddon cayeron muy bien de precio, todo en Sagrado Metal ©. Luego llegarían 6 Termis del Caos, 10 Marines de Plaga y 10 Rapaxes. Algún Marines Espacial del Caos con Arma Especial y otra pareja con Bólteres. Todo en SM ©, que ha dormido el "sueño de los justos" a medio pintar en una de mis vitrinas. Ahora ando asomando a la "2ª Edición, que por entonces con las minis que tengo voy sobrado para un "Ejército" de 1500+ ptos. OLDHAMMER again?

    Sci-Fi.

    - INFINITY. Impacto Medio. Cayeron varios ALEPH, ya que la estética era cautivadora y el sistema de "reacciones" llamaba la atención. Todo en Sagrado Metal ©. Jugué 4-5 partidas con una pareja de amigos muy Fans del juego. La última ya a 3 bandas. Exactamente como tú; demasiado equipo, arma, habilidad especial, raza, etc. Peté mi menguante cerebro y se los vendi a un amiguete a precio razonable. Me compré después 2 Geckos Nómadas por el masmolismo que rezumaban, estética 100% Appleseed... era mucho resistirse. Curiosamente ahora lucen pintados como "Mechas de la Wehrmacht" en una hipotética escaramuza "Weird War II" junto a unos cuantos Fallschimjaegers de BOLT.

    Y ya. Siempre me chocó, siendo tan fan del cine / tv de temática Ci-Fi no haber contado con un Reglamento y Juego al que echar horas. Mi proyecto de Oldhammer está ahí, la inversión está hecha y tengo muy claro que no voy a llenar la mesa de plástico. Para eso estaba EPIC, y pasé.

    Un saludo y felices vacaciones!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si vas a meterte con Oldhammer 40K echa un vistazo a Warhammer 40K Revolution (http://labibliotecadelgrannigromante.blogspot.com.es/2014/03/40k-revolution-el-reglamento.html)

      El 40K me atrae más bien poco, pero estuve en la demo que hicieron en Barakaldo y la verdad es que me gustó lo que vi. Poco después me sorprendí ya en casa mirando listas :D

      Eliminar
  10. Hola Endakil.

    La idea de indicar cuales han sido balas que nos hemos librado de ellas, es genial. Me pasa lo mismo que a Strategus, que si me lo permites, copio la idea en mi Blog de Armand du Rosselló (http://salva-rossello.blogspot.com.es/), ya que nos hace reflexionar la cantidad de juegos que pasan por nuestras manos, nos miramos los reglamentos y de las que hemos podido esquivar. Y las que nos han dado de lleno, también.

    Saludos.
    Salva

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantado Salva, tengo ganas de leer tu réplica ;)

      Eliminar
  11. Muy bueno tu artículo. Haré algo parecido en http://eclepticaplumb.blogspot.com.es/ Muchas gracias Endakil.

    Tantas balas y tan poco tiempo... o algo así era.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada Eclectico, esperaré con interés ;)

      Eliminar
    2. Listo. Gracias por tu post. Eres un crack.

      http://eclepticaplumb.blogspot.com.es/2015/04/esquivar-la-bala.html

      Eliminar
    3. Me paso por tu blog ;)

      Eliminar
    4. Dicho y hecho right now.

      Eliminar
  12. Una entrada muy interesante que nos invita a reflexionar y aunque he tardado unos días, ya tengo la entrada en el blog. http://latabernadehlout-wig.blogspot.com.es/2015/04/balas-esquivadas.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Hlout-wig. Me paso por tu blog :)

      Eliminar