miércoles, noviembre 20, 2013

HeroQuest: la puerta a un nuevo mundo


 La forma en que me inicié en los mundillos frikis es bastante inusual y merece todo un post propio, que muchas veces he comentado pero aun no he escrito. Pero surfeando la ola del Kickstarter de HeroQuest Classic voy a centrarme en esta ocasión en lo que HeroQuest significó para mi. Esto va a ser un post sobre nostalgia y recuerdos viejunos, me temo.

Aunque el lanzamiento en inglés fue en el 89, HeroQuest llegó a España en 1990. Supongo que sería en navidades, para aprovechar la campaña. De aquel entonces recuerdo el evocador anuncio en televisión, así como el subtítulo que indicaba "Más de 5.000 pesetas", lo que propició que no apareciese a los pies de mi árbol de navidad. Aunque sí que llegó Cruzada Estelar, pero eso es otra historia. Aun conservo el recuerdo de verlo en alguna tienda y sentirme como si estuviese contemplando en almacén de Indiana Jones.



El caso es que la cosa quedó como un deseo frustrado hasta el día en que llegué a conocer HeroQuest de la forma más inesperada. En mi localidad había (y todavía existe) un club juvenil del Opus Dei, que todos los veranos idea algún tipo de actividades de tiempo libre para captar chavales. Como el año anterior me habían largado a las colonias de la caja de ahorros y estas resultaron ser un desastre (los monitores eran unos jóvenes borrachos, literalmente), la perspectiva de unos responsables cristianos parecía más segura... y allí que me empaquetaron.
Antes y después de susodicho campamento solía estar en su club, donde empecé a conocer algunos juegos. El caso es que entre misas diarias, ángelus y rosarios sí que había algún tipo de actividades que un chaval pudiera realmente apreciar, y HeroQuest era una de ellas.

En la ludoteca tenían un ejemplar de HeroQuest. Y no un ejemplar cualquiera, si no uno perfectamente pintado. Ahora esto parece intrascendente, pero en los primeros 90, y con unos 10-12 años, eso de pintar miniaturas quedaba muy lejos, pero por aquel entonces era como engarzar con piedras preciosas lo que ya era una corona de oro.
Y es que disfrutar de un HeroQuest pintado no era solo un lujo, si no que multiplicaba la experiencia de inmersión en un mundo de fantasía. Derrotar a Morcar era algo personal, conseguir rescatar a Sir Ragnar era un reto en el que estaba en juego nuestra reputación de aventureros.

No había ningún otro juego igual a HeroQuest. El Cluedo, el Risk, el Monopoly... esos eran juegos de mesa; HeroQuest era algo más. Las maravillosas miniaturas, las increíbles ilustraciones, aquel precioso tablero, esos dados tan peculiares, el malvado brujo tras su pantalla... todo ello ponía a HeroQuest en otra liga.
Y aun así las reglas eran sencillas. Uno las aprendía en cinco minutos y se centraba en vivir una experiencia única. Esa virtud para despertar la imaginación, para vivir otras vidas de aventuras y fantasía, ayudaron para que en cuestión de meses (si no semanas) estuviese metido de lleno en todo el frikerío. Rápidamente HeroQuest se compaginó con el rol, con los primeros pasos en Warhammer y con Magic (según llegó Revised en el 93).


Todo aquello ha dejado una marca indeleble y claramente visible en mi, por lo que la perspectiva de una nueva edición de HeroQuest es algo que excedía mi propia imaginación más desbordada. De hecho dudo que lo hubiese creído si no lo hubiese oído directamente de la boca de una de las personas involucradas en este proyecto (y tras preguntar varias veces "pero, ¿de verdad?").

Decía que no había ningún juego igual a HeroQuest, pero es que tampoco lo ha habido después. Los ha habido de distintas calidades, con mejores o peores miniaturas, pero ninguno ha conseguido ser lo que fue HeroQuest. Y es que la sencillez de sus reglas y su capacidad de inmersión es la mejor de las puertas hacia un nuevo mundo para todo aquel que tome el papel de uno de los héroes.
Algo que era viejuno, algo que solo estaba disponible a precios disparatados en eBay, se nos muestra ahora como un rey Arturo regresando de Avalon. Demasiado bueno para creerse en estos tiempos, pero que sin embargo es una realidad que está en nuestras manos.

El Kickstarter de HeroQuest Classic no solo es una oportunidad para que los más veteranos rememoremos viejos tiempos. HeroQuest Classic será la mejor herramienta para compartir nuestras aficiones. HeroQuest Classic va a suponer que nuevas generaciones puedan acercarse a este mundo. Va a permitir que los viejunos seamos Morcar y que abramos las puertas de un universo de fantasía y creatividad a los niños y jóvenes de las generaciones actuales. Les da a ellos -y a nosotros mismos- una excusa para imaginar y para divertirse de un modo que les marcará de un modo impagable en el futuro.
El Kickstarter de HeroQuest debe ser algo que haga Historia. Y, por primera vez, está en nuestras manos. Sé que no nos decepcionaremos a nosotros mismos.

26 comentarios:

  1. Yo ya estoy contando los segundos que quedan para que abran el mecenazgo y pujar por las más altas recompensas (bueno, pujar no por que han anunciado que no habrá límite en ninguna de las modalidades).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo que se lee por la red parece que el perk más alto será el más solicitado.

      Eliminar
  2. Ay, ay, ay... que me se cae la lagrimilla. Que tiempos aquellos los de 1990. Que poco sabíamos del mundo y esas cosas. La verdad es que no ha vuelto a haber nada como aquel Heroquest, que tanto echamos de menos. Mucha gente lo tenía en sus casas, como si de otro juego cualquiera se tratase...

    En cuanto a su iniciación, lo de la ludoteca del opus merece un aparte. ¿Seguro que ese juego no tenía una clase de aventurero llamada "Escrivá de Balaguer"? XD

    En fin, pues eso: Heroquest, nuestra partícular puerta a la perdición...XD

    P.D.: 2 días, solo 2 días....

    P.P.D.: Yo también estuve en los campos de concentración de la caja de ahorros. (Briñas en concreto, cuando todos mis amigos se fueron a pedernales. :P ) No recuerdo que los monitores bebiesen...pero tampoco los veía demasiado por allí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre he pensado que el que Tolkien fuese católico hacía que viesen con tan buenos ojos la fantasía.

      Creo que pocas veces se ha dado el caso de que podamos rescatar un tesoro del pasado siendo nosotros los protagonistas. Es como ser Los Goonies :D

      PD. Lo mío fue Pedernales. Los monitores borrachísimos cada noche.

      Eliminar
    2. Por cierto: se admiten apuestas sobre el anuncio, rumor, pseudonoticia que saldrá desde GW para tratar de eclipsar este lanzamiento. Al loro!

      P.D.: Seis años de monitor de chavales, y ni bebí, ni ligué, ni me drogué. Creo que estaba desperdiciando mi vida...:P

      Eliminar
    3. ¿Alguna movida digital? Últimamente no lanzan nada más que esas cosas. Lo mismo se reconvierten en una empresa de software antes de lo que pensamos :P

      Eliminar
  3. Parece que los astros se alinean para iniciar la regeneración del frikismo, después de tantos años de excesos y podredumbre.
    Cuando me enteré de la iniciativa de Oldhammer y luego de este otro proyecto de Heroquest 25 aniversario me dió un subidón de moral y ganas de empezar de cero de nuevo.

    Hay esperanzas y futuro, y demuestra que si se quiere, se puede,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Va a ser como restaurar un peldaño de nuestra escalera. Peldaño que podremos volver a recorrer y que permitirá seguir nuestro camino a nuevas generaciones :)

      Eliminar
  4. Hola.

    Heroquest fue mi primer juego de rol colectivo. Mi primer juego de rol fue en solitario (que raro suena) con los librojuegos de Lobo Solitario.

    Tuve que ahorrar un montón para comprarlo, y cuando lo tuve, un mundo nuevo se abrió ante mí. Horas y horas de maquinar aventuras, mover figuritas, lanzar hechizos y luchar contra los malvados monstruos errantes.

    Luego empezó la fase típica de "aumentar la experiencia", que en mi caso no fue comprar más expansiones, sino inventarnos nuevas reglas, armas y hechizos. Hoy en día lo conservo entero salvo la cabeza de la gárgola y los esqueletos. Tonterías que se hace cuando se es "proto-friki". Y nunca lo pinté, pero es muy probable que lo haga como proyecto nº3 durante estas navidades.

    No me he planteado seriamente participar en la aportación del nuevo-viejo heroquest, pero si en algo me gastaría cien euros alegremente, es en eso. Aunque sea para jugar solo. Ya iré viendo como sube la cosa y que se va desbloqueando. Mientras, a acabar mi proyecto nº1.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo pondría el Kickstarter en seguimiento, va a ser muy interesante ;)

      Eliminar
    2. Heroquest no es un juego de rol a secas, es un juego de mazmorras y esta entre medias del juego de rol y el de mesa.

      Eliminar
    3. Estaba entre el tablero, el rol y el mundo de las miniaturas. No siempre funcionan los crossovers.
      En este caso el éxito fue total :)

      Eliminar
    4. En respuesta a Junior George: se de sobra lo que es un juego de rol, un juego de tablero y un juego de mazmorras. Y la verdad es que no veo tanta diferencia.

      Heroquest fue mi primer juego de rol, y el de muchos. Que lleva miniaturas, se juegue en tablero y se venda en juguetería no cambia eso. Cuando juegas a rol encarnas un personaje, tomas decisiones, vives una aventura, consigues nuevo equipo... Pues eso, Heroquest fue mi primer juego de rol. ^_^

      Consiguieron vender un juego de rol en forma de juego de tablero y en jugueterías. Un logro total...

      Eliminar
  5. ¡Monstruos, brujas y demonios te persiguen! Esa frase se me quedó clavada en el cerebro cuando era niño xDD

    Ahora una opinión un poco controvertida: La generación que nos iniciamos en esto con el HQ y hemos continuado en el mundillo del rol, los wargames y demás; tenemos ahora una dilatada experiencia en numerosos juegos. Aparte de la nostalgia... ¿Qué propósito tiene este nuevo HQ? Por lo que he podido ver, las reglas siguen siendo más sencillas que el mecanismo de un chupete (aunque parece que por fin le han dado un uso a los puntos de mente). ¿La nostalgia justifica este proyecto cuando hay decenas de juegos de mazmorreo que le dan cien mil patadas al HQ? ¡Es un juego para niños! Particularmente me sentiría un poco "tonto" echando una partida al HQ. Incluso juegos de mazmorreo mucho más avanzados (Advanced Heroquest, sin ir más lejos) me parecen tan sencillos que dan risa, así que retomar el HQ me parece algo completamente retrógrado, como volver al papiro y al pergamino conociendo el papel.

    Bien cierto es que la caja parece que estará repleta de material de resina muy interesante, que podrá ser utilizado en numerosos juegos similares, pero creo sinceramente que relanzar el HQ no aporta nada.

    Todo esto dicho desde el respeto a todos aquellos a los que les parezca una buena idea; no pretendo trollear ni nada parecido, pero a mí me deja más bien frío.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que haya ningún producto similar a la altura de HQ hoy en día. Super Dungeon Explore es un juego de mazmorreo pero no tiene nada que ver (además de lo maltratada que está su edición en español), mientras que Descent "it is not my cup of tea" (además de ser insultantemente caro y con miniaturas cutres).
      De hecho, en todos estos años, lo único comparable (en esencia) es Cavern Crawl... cuya edición comercial estoy esperando con ganas.

      HQ hoy supone;
      a) Un juego ligero que poder disfrutar sin complicaciones en cualquier momento
      b) Un juego sencillo que poder jugar con amigos no-frikis
      c) Un juego estupendo para iniciar a la chavalería

      Si ninguna de esas opciones convence... tienes a un precio estupendo una carretada de héroes, un pilón de monstruos, escenografía y tiles para poder jugar al juego que quieras/diseñes.
      Incluso para jugar a esto: http://www.extremeheroquest.com/

      Eliminar
    2. ¡Y tenías que enseñarme el Extreme Heroquest! ¡Qué maldad! ¡Qué indecencia! ¡Ahora voy a tener que preparar una partida, y ya ando bastante liado pintando para la Iniciativa Guerra en Color de Bairrin, preparando otra partida de rol sin siquiera saber a qué juego vamos a jugar y enseñando a Elric y el Niño Borracho a jugar a la 4ª edición de Warhammer! ¡Qué maldad! xDD

      El contenido de la caja sí que está bien, eso sí; y en los tres supuestos que has enunciado, tengo que darte la razón, pero es que este revival nostálgico que estamos viviendo últimamente me rechina un poco (*cofcofcof*Marca del Este*cofcofcof*). Esperaré a ver las reglas para emitir una opinión final :P

      Eliminar
    3. Jijijijijiji ^_^

      Fíjate, a mi Marca del Este me sirvió para reengancharme al rol y para atrapar a un montón de nuevos jugadores que solo sabían del rol de oídas.
      De él salté a Pathfinder donde me siento más cómodo, pero sin Marca del Este no habría vuelto ni me habría interesado por Pathfinder.
      Creo que HQ Classic puede ir en esta línea y ¡bienvenido sea!

      Eliminar
    4. En respuesta a Yibrael... entiendo tu punto de vista pero no lo comparto. Es cierto que el nuevo Heroquest no aporta nada, ya que es lo mismo-mismo-mismo que hace 25 años. Minis nuevas, escenografía nueva... pero la experiencia de juego es la misma. Lavado de cara, pero el mismo espíritu. Estoy de acuerdo en eso, pero...

      Pero no hay nada así ahora mismo. Tenemos el Descent, que a mi me ha dejado frío no, aterido. Aburrido, complicado, rebuscado, con minis chungas... Para jugar a Descent juego al Torchlight. El Super Dungeon Explorer no es Super ni Explorer. Ni es Dungeon. Mi experiencia con este juego es "empieza la partida y... CORRE CORRE CORRE A CERRAR PORTALES NOOOOO NO MATES BICHOS QUE SUBE DE NIVEL LA MAZMORRA NOOOOO HA MUERTO EL SANADOR NOOOOO EL BICHO EL BICHOOOOO ROMPE EL PORTAL NO TE TRABES CON BICHOS CORRE CORRE HEMOS PERDIDO OTRA VEZ JOD...". No me pareció divertido. Me pasó lo mismo con el Arkham Horror, que parecía un juego de investigar y el juego va de ir corriendo a pillar armas y cerrar portales a hostia limpia mientras alguien pilla dolor.

      Sin embargo he jugado recientemente a Heroquest. Y debo decir que conserva intacto el sabor que recordaba. Sigue siendo un juego sencillo, para echarse un dungeon rapidito, tirar una tarde de lluvia e inventar una historia. Y si hay picada, seguir con la saga de los héroes. Y si no apetece aparcarlo un tiempo, que va a seguir ahí guardado.

      Llámame raro, pero... cuando algo es bueno, vale la pena probar una vez más. No me metería en La marca del este, porque para mi no aporta nada... no conocí AD&D porque yo era de Runeqest y Rolemaster. Pero de vez en cuando sigo dirigiendo a Star Wars d6.

      Y de troll nada hombre. Una persona que escribe más de cuatro frases y con ortografía aceptable (y no orkografía) no puede ser un troll.

      Eliminar
  6. Pues yo nunca lo tuve ni lo jugué en su día (fue uno de esos 'juguetes' fantasma, siempre deseados, pero nunca conseguidos, como el barco pirata de playmobil y cosas así que pedías a los reyes y jamás te traían). Así que para curarme esa espina clavada, me he dicho que pienso regalarmelo a raíz de esta edición 25 aniversario. Espero que no se quede en una caja contemplativa, porque la verdad que no tengo ni gente con la que jugar a rol (sosería de amigos, por dios), y no creo que tampoco para esto... Pero al menos me daré el gustazo. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, no eres el único con regalos que se quedaron en la carta de los reyes :D

      Creo que con HQ lo vas a tener bastante fácil para picar a gente "ajena al mundillo". Visual, raja-saja, reglas que se explican y aprenden en un periquete...

      Eliminar
  7. Yo con el Heroquest tengo una relación curiosa. Dos ramas de primos diferentes lo tenían y de pequeño le di muchísimos (y para mi desgracia debo admitir que jugaba con el Elfo... pero luego me pasé al Enano, como debe ser). Al final uno de los primos nos lo regaló ya que se habían hecho mayores y habian dejado el frikismo (triste pero cierto, aunque no lo dijeron con estas palabras, claro) así que aqui tengo mi HQ enterito, aunque con la caja algo machacada.

    Tengo muchísimas ganas de que salga esto... Lo malo es que no se que opción me voy a coger D:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La opción "con más cosas" parece ser que va a tener una demanda tremenda :)

      Eliminar
  8. Bueno, yo como soy un ansias y un avaricioso de la leche, tengo 3 Heroquest de aquellos tiempo. Un montón de sus expansiones, y de este nuevo, me pienso pillar el perk más alto que haya, varias veces también por supuesto. Faltaría más.
    NO, es coña. Pillaré varios pero por que tengo que pillar uno para mi hermano, otro para mi tío, otro para mi, y otro para dejar en casita guardadito sin abrir hasta que dentro de 20 años valgo 100 millones de euros jajajaaja. Maldito especulador.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por los foros internacionales se está leyendo a mucha gente diciendo que va a comprar al menos 2 ejemplares del perk más alto.
      El entusiasmo está por todo lo alto... ¡y estamos a HORAS del Kickstarter! :)

      Eliminar
  9. Interesante articulo y anécdotas. :-)
    Heroquest supuso un nuevo tipo de juego, creo que parte del éxito fueron las miniaturas, la ambientación... y que fuera un sistema de juego fácil de jugar.
    Esta claro que dejó huella en muchos de nosotros... en algunos... demasiada... que estamos ya locos por que llegue mañana y empiece la campaña! yeaaaaaah!!!! :-D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que es el Kickstarter de este mundillo más importante hasta el momento.
      Espero muchas sorpresas... y que sean muy buenas :)

      Eliminar